El expresidente boliviano Evo Morales pidió este 11 de noviembre a los líderes del movimiento que presionó por su renuncia a que “asuman su responsabilidad de pacificar el país”, donde el domingo se registraron varios disturbios y saqueos en diferentes puntos de Bolivia.

“Que asuman su responsabilidad de pacificar al país y garanticen la estabilidad política y convivencia pacífica de nuestro pueblo”, escribió Morales en Twitter desde la región cocalera boliviana del Chapare, en el centro del país.

“El exmandatario Carlos Mesa y el líder regional de derechas, Luis Fernando Camacho, discriminadores y conspiradores, pasarán a la historia como racistas y golpistas”, añadió.
Morales, que todavía cuenta con mayoría en el Congreso que elegirá a su reemplazante provisorio, aseguró que “el mundo y bolivianos patriotas repudian el golpe”, tras recibir presión de militares y policías amotinados para que dimitiera.

Por el momento, Bolivia se encuentra sin presidente. La Constitución establece que la sucesión recae primero en el vicepresidente, luego en el titular del Senado y después en el jefe de la Cámara de Diputados, pero todos ellos renunciaron junto con Morales.

El expresidente, que estuvo casi 14 años en el poder, tuiteó además que la solidaridad que recibió le “da aliento, fortaleza y energía”.
“Me emocionaron hasta hacerme llorar. Nunca me abandonaron; nunca los abandonaré”, añadió.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *